Después de realizar un curso sobre cómic, Philipp Meyer, un estudiante danés de Diseño, se planteó la cuestión de si podía ser posible crear un cómic que fuera lo suficientemente simple y legible para personas sin visión. El lector debe ser capaz de seguir la historia a través del simple contacto con el papel.

Para ello se puso en contacto con Nota, una asociación dedicada a mejorar la vida de las personas con discapacidad visual. Allí conoce a Michael, un corrector de pruebas en braille, que le ayudará con el proyecto a través de diversas entrevistas.

UN PRIMER PROTOTIPO DIGITAL

Después de muchas ideas desechadas y de muchos intentos fallidos, Meyer se decidió a contar la historia a través de simples círculos. Su objetivo era crear un relato que fuera perfectamente entendible por personas con o sin vista.

Para ello, antes de pasar al papel, creó un prototipo digital bajo el título de Life, donde haciendo doble click con el ratón, los círculos, que son nuestros personajes, van cambiando de color e interactuando entre ellos.

Todo el mundo entendió la historia de la versión digital de inmediato, por lo que que Meyer empezó a realizar prototipos de la versión en papel.

LA VERSIÓN TÁCTIL DE LIFE

version-tactil-life

Después de diversos ajustes,la versión táctil se imprimió en un papel especial de Nota, apropiado para braille. Es un papel especial que mantiene los puntos durante más tiempo. La resolución de la impresora es de 20 puntos por pulgada, por lo que los círculos no son perfectamente redondos. Meyer encontró la inspiración en los ordenadores antiguos, que trabajaban en baja resolución.

El corrector de pruebas Michael, fue la primera persona que leyó el cómic, sin ningún problema para entender la historia. Durante las siguientes semanas, el cómic se repartió entre distintas personas, y no todas conectaban el título con la historia, por lo que se hicieron algunos ajustes para terminar de concretar el cómic.

LA HISTORIA DE LIFE

La historia nos cuenta el ciclo de la vida a través de tres círculos diferenciados. El primer personaje aparece en la historia, conoce a otro personaje y tienen un hijo. El hijo se va, el segundo personaje desaparece y el primer personaje se va desvaneciendo poco a poco.

personajes-life

El tercer personaje, el hijo, es una mezcla de los otros caracteres y se va desvaneciendo gradualmente de izquierda a derecha. Es una fase más de la vida.

Al final, los personajes van disminuyendo en relieve. Según avanza la historia, los personajes son más difíciles de apreciar, hasta que el lector deja de sentirlos.

En la primera página hay una introducción inicial tanto en braille como en escritura, explicando su funcionamiento y apoyando la idea de un cómic para todos los públicos.

primera-pagina-life

Los marcos están perforados para que los lectores sean capaces de distinguir entre cada viñeta. Para una mayor comprensión, los primeros cuatro paneles están numerados, indicando el orden de lectura.

Este proyecto fue sin duda el más difícil que he hecho, y sin embargo, el más gratificante. Nunca olvidaré el día en el que Michael leyó el cómic por primera vez, experimentando algo que no había existido hasta ahora.

Ese día me di cuenta de que es posible contar una historia sin tinta, texto o sonido, que llega a la vida a través de la imaginación.

Podéis ver el cómic y la historia completa en la web de Philipp Meyer